Facebook Twitter Google +1     Admin

La ciencia puede ser divertida

Si hacen un esfuerzo los científicos por acercarla y hacerla comprensible al público general y si los periodistas también cumplen su función divulgativa con seriedad. Confieso que yo soy bastante zoquete para los conceptos científicos, pero ayer me pasé la tarde fascinada escuchando hablar a un amigo que es físico nuclear y que está investigando el caos cuántico que se produce en los niveles de excitación de los nucleones, o algo así.

 

Como no logro entender prácticamente nada de lo que dice, aunque él se explica realmente bien, me quedo con la parte poética de su discurso, sus palabras se quedan flotando en mi cabeza como sugerentes versos sueltos. Él habla de la radiación de fondo cósmico y a mí me vienen a la cabeza imágenes de una galaxia lejana; habla de "fotones" y yo sólo me quedo con la definición de que es una luz de altísima energía; habla del "ruido rosa" e imagino una nebulosa rosada flotando inquieta en el aire, aunque él me explique que la luz rosada es la que está entre el "ruido blanco" que hace la señal de televisión al sintonizar los canales y el "ruido marrón", que es el movimiento aleatorio de las partículas de polen cayendo en el agua, lo cual de todos modos me parece también una imagen bastante bonita, sin alcanzar a ver la utilidad científica que trasciende de estas definiciones.

 

Me pasaba lo mismo cuando compartía noches de estudio con una amiga geóloga. A mí me hacían gracia sus apuntes cuando veía escritos conceptos como “yacimientos tipo placer” que ella veía como lo más normal del mundo, y sobre todo, cuando me decía que estaba estudiando la fórmula de cómo “la halita se precipita”.

 

Por lo visto, la precipitación es el depósito de partículas sólidas a partir de una solución sobresaturada. Como esa frase a mí no me dice nada, ella se esforzaba en explicarme que la halita es la sal común, y que la fórmula de la precipitación servía para saber lo que pasa cuando empiezas a echarle muchos iones o algo así, pero no me digáis que no es mucho más divertido escuchar que la halita se precipita e imaginarse una alita de pollo correteando muy deprisa o despeñándose por un acantilado.

 

Domingo, 21 de Marzo de 2010 13:51 Elena #. Divertimentos

Comentarios » Ir a formulario

entretanto

gravatar.comAutor: Cesar

¡Claro que la ciencia es divertida! Además es bella, es mirar a la naturaleza e ir reconstruyendo un puzzle que te asombra a cada paso.
Ya lo decía Pessoa: "El binomio de Newton es tan hermoso como la Venus de Milo. Lo que hay es poca gente para darse cuenta de eso."

Y lo mejor (o lo peor) es darse cuenta de que aun nos faltan la mayor parte de las piezas para entender el mundo que nos rodea...

Fecha: 25/03/2010 10:33.


Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris